Ser voluntario

El voluntariado es una herramienta mundial para promover y facilitar el ejercicio de la solidaridad y la corresponsabilidad social de personas naturales o jurídicas. 

Hombres y mujeres cuya formación académica, su trabajo profesional y/o su experiencia en la conformación y administración de un hogar, les han brindado el conocimiento y la motivación para actuar en búsqueda de un mundo más equitativo socialmente. El voluntario, en nuestra Colombia, se convierte en protagonista y agente de cambio social. 

Las personas que fueron o son voluntarios tienen una mirada más positiva del mundo por cuanto ellos trabajan para mejorarlo. Tienen más esperanza debido a que ven cómo con su trabajo hay cambios personales y sociales. 

Las personas mayores son excelentes voluntarios. Poseen un cúmulo de experiencia que se convierte en un bien muy valioso para las Organizaciones que cuentan con sus aportes y forman parte de su capital humano. Para destacar que también las personas mayores obtienen beneficios de esta relación, puesto que adquieren un sentimiento de utilidad y de integración; disminuyen la marginación social y el deterioro fisiológico, al relacionarse con otras personas y mantenerse activas. 

El voluntariado en cinco frases famosas: 

  • “Buscando el bien de nuestros semejantes, encontramos el nuestro”. – Platón. 

  • “Aquellos que tienen el privilegio de saber tienen la obligación de actuar.” – Albert Einstein. 

  • “Los voluntarios no necesariamente tienen el tiempo, sino que simplemente tienen el corazón”. – Elizabeth Andrew. 

  • “Nadie que haya aliviado el peso de sus semejantes habrá fracasado en este mundo”. – Charles Dickens. 

  • “Hemos venido a este mundo como hermanos; caminemos, pues, dándonos la mano y no uno detrás del otro.” – William Shakespeare. 

Testimonio 

"Soy voluntaria del Teléfono de la Esperanza. Dios me ha dado el privilegio de estar presente en la vida del Teléfono de la Esperanza desde sus inicios.Hace más de quince años tuve la oportunidad de recibir la primera remisión de especialistas de la institución. Represento a un grupo de profesionales, psicólogos, abogados, terapeutas de familia que aportan sus conocimientos y experiencias de vida al servicio de las personas, en los casos en que los orientadores juzgan que por la complejidad del caso, o por la vulneración emocional ocasionada se requiere una atención más personalizada. Invito a los profesionales a darse permiso de tener una experiencia de vida gratificante como es la de servicio altruista y desinteresado que se puede prestar en la ciudad de Medellín a través del Teléfono de la Esperanza." Marta Ligia Arévalo.